HISTORIA DE BOLIVIA

Descubrimientos arqueológicos indican que la colonización de los Andes Bolivianos por el hombre remonta desde hace unos 21.000 años, desde el siglo VII antes de nuestra era al 1,200 d.C., el centro del Imperio Tiahuanaco ocupaba la alta meseta boliviana, cerca del lago Titicaca y estaba poblado de indios: Aymaras, Chiquitos y Quechuas. Después durante el período que va del siglo XIII al XVI, la región fue incorporada al Imperio inca. Estas primeras civilizaciones fueron el origen de eras culturales predominantes.
Posteriormente Bolivia fue conquistada en 1,538 por el conquistador español Pizarro, y la región fue incorporada al Virreinato del Río de La Plata, con la instalación de los colonos españoles y así fueron fundadas numerosas ciudades: Chuquisaca (hoy Sucre), Potosí, La Paz y Cochabamba en estas ciudades se encontraban las grandes minas de plata que comenzaron a ser explotadas y el territorio llegó a ser uno de los centros más prósperos y más poblados del imperio español. Potosí, que poseía minas muy productivas fue el centro de este desarrollo.
Sin embargo, Bolivia fue una de las primeras colonias españolas en rebelarse. Las revueltas se multiplicaron y fue finalmente después de la victoria de Sucre en Ayacucho que la región obtuvo su independencia, el 6 de agosto de 1,825 y tomó el nombre de Bolivia el 11 de agosto del mismo año. Una constitución, redactada por Simón Bolívar, quien había estado al frente de la revuelta, fue adoptada en 1,826.
Desde el comienzo de su existencia como estado independiente, Bolivia tuvo períodos de inestabilidad política. El primer presidente, el general Antonio José de Sucre, fue expulsado del país después de haber mantenido sus funciones durante solo dos años.
El país sufrió después varias décadas de luchas entre diversas facciones, de revoluciones y de dictaduras militares.
A esto se agregaron conflictos con los países limítrofes, como Chile, Paraguay y Brasil.
En efecto, el desierto de Atacama fue objeto de conflictos entre Chile y Bolivia; era reivindicado por cada uno en razón de sus ricos yacimientos de nitrato. En 1,879, Chile se apoderó del puerto boliviano de Antofagasta: ese fue el punto de partida de la guerra del Pacífico (1,879-1,883) Bolivia y su aliado Perú fueron vencidos por Chile. El territorio boliviano fue entonces despojado de sus posesiones sobre la costa y perdió todo acceso al mar. En 1,935 también hubo una guerra la del Chaco concluyó con la cesión de una parte del Chaco Boliviano al Paraguay.
En política interior, los gobiernos se sucedieron rápidamente, caracterizándose por la inestabilidad política: golpes de estado, guerras civiles y revoluciones.
En abril de 1,952, uno de los fundadores del Movimiento nacionalista revolucionario (MNR) Víctor Paz Estenssoro, llegó a la presidencia de Bolivia. Bajo su dirección, el gobierno entró en una era de reformas económicas y sociales, cuyas principales características fueron la nacionalización de las compañías mineras y la redistribución de las tierras. Paz Estenssoro intentó también instaurar el sufragio universal (en particular con la extensión del derecho de voto a los Amerindios) y desarrollar el sistema de enseñanza. Sin embargo, la economía boliviana sufrió la caída regular de la cotización mundial del estaño, así como de la inflación. Paz Estenssoro fue derrocado por un golpe de estado, en noviembre de 1964, a continuación de una insurrección de mineros su gobierno fue reemplazado por una junta militar, dirigida por el lugarteniente general René Barrientos Ortuño.
El nuevo gobierno militar instauró entonces una política económica conservadora y reprimió los movimientos de guerrilla antigubernamentales concentrados en las regiones mineras montañosas. Así el ejército boliviano derrotó a los revolucionarios en octubre de 1,967 en una batalla cerca del pueblo de Valle grande, en el curso de la cual el Che Guevara fue capturado y ejecutado poco tiempo después.
En agosto de 1,971 el militar coronel Hugo Banzer Suárez tomó el poder apoyándose en el ejército boliviano.
En octubre de 1,982, Hernán Siles Zuazo fue instalado en la presidencia por el poder militar. El constituyó un gobierno de unión popular, pero su acción fue paralizada por la agitación social.
En 1,985 Victor Paz Estensoro regresó al poder, el principal logro de Paz Estenssoro fue una nueva política económica que frenó una hiperinflación del orden del 27.000% entre enero y agosto de 1985, y que fue exportada a otros países de América.
Jaime Paz Zamora, que había sido el tercer candidato más votado en las elecciones de mayo de 1,989 asumió en agosto la presidencia del país después de recibir el apoyo de Acción Democrática Nacionalista (ADN), grupo político de derecha.
Las siguientes elecciones, celebradas en junio de 1993, dieron la victoria al empresario minero Gonzalo Sánchez de Lozada, quien asumió la presidencia, en tanto que el dirigente aymara Víctor Hugo Cárdenas accedía a la vicepresidencia.
Evo Morales Ayma asumió el poder el 22 de enero de 2006 hasta la fecha, como el primer mandatario boliviano en ser electo Presidente de la República por una mayoría absoluta del 54% de los votos de la elección presidencial general (la segunda vuelta no está tipificada), declarándose el primer presidente indígena en un país en el que más de la mitad de la población lo es. Lo hizo prometiendo nacionalizar los hidrocarburos del país, combatir la corrupción y excesos de las multinacionales, repartir mejor las tierras y gobernar para todos.

Para mayor información, comuníquese con nuestra agencia
reservasturismobolivia@gmail.com